Interior del Colegio Real: sus ambientes, que parecen detenidos en el tiempo, reflejan belleza y sencillez.

El proyecto de ley que haría posible la recuperación y puesta en valor del Colegio Real de San Felipe y San Marcos fue aprobado ayer en el pleno del Congreso de la República, lo que significa un importante logro en la gestión que realiza la alta dirección por el patrimonio histórico de la universidad.

La referida iniciativa legislativa, en su artículo único, declaró de interés nacional y necesidad pública la recuperación, conservación y puesta en valor del citado recinto sanmarquino como bien integrante del patrimonio cultural de la nación. Así, se exhortó al Ministerio de Cultura, en coordinación con la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, a emplear los mecanismos necesarios para el cumplimiento de ese fin.

Se debe señalar que dicho proyecto de ley, con numeral el 2553, fue sustentado en la sesión del pleno por el presidente de la Comisión de Cultura y Patrimonio Cultural, congresista Dalmiro Palomino Ortiz, el mismo que fue aceptado por unanimidad en la respectiva comisión.

Después de un rápido debate, el Congreso dio visto bueno al referido proyecto de ley con 71 votos a favor, 0 en contra y 2 abstenciones, el cual fue eximido de segunda votación luego de la votación unánime de 78 votos. Posteriormente, será enviado al Poder Ejecutivo, que en un plazo de 15 días deberá refrendar la ley y publicarla en el diario oficial El Peruano, momento en el cual entrará en vigencia.

El congresista Francesco Petrozzi visitó el Colegio Real, donde apreció no solo su estado, sino también la rica historia que guarda.

Historia del proyecto de ley

Esta iniciativa legislativa fue ideada por el congresista Francesco Petrozzi Franco, expresidente de la Comisión de Cultura y Patrimonio Cultural, quien visitó las instalaciones del Colegio Real, decidiendo así presentar el proyecto de ley, que había sido aprobado por unanimidad en una anterior comisión en el 2018.

Lamentablemente, por problemas políticos con su bancada, tuvo que renunciar a su cargo, quedando el proyecto de ley olvidado injustamente, aun cuando solo faltaba su sustentación ante el pleno. Los acercamientos no se volverían a dar hasta el 2019 debido a la turbulencia política vivida en el congreso a finales del 2018.

El actual presidente de esta comisión congresal visitó el Colegio Real a principios de este año para conocer la realidad del patrimonio sanmarquino, lo que ayudó a actualizar la documentación sustentatoria de su antecesor a fin de presentarla en el pleno. Finalmente, se pudo programar en la agenda ordinaria del jueves 23 de mayo, donde se dio su aprobación.

Este proyecto de ley solo establece ciertos parámetros ya explicados líneas arriba para priorizar cualquier iniciativa que se tenga para el Colegio Real, por lo que, si bien es un primer paso importante, no provee un presupuesto destinado de ninguna manera.

El rector se presentó ante la Comisión Especial del Bicentenario para sustentar la importancia de la recuperación del Colegio Real.

La Comisión del Bicentenario

Según lo precisado, la alta dirección de la universidad buscó un acercamiento ante la Comisión Especial Multipartidaria Conmemorativa del Bicentenario, presidida por el congresista Juan Sheput, la cual tiene como uno de sus objetivos promover la identificación, diseño, implementación, restauración y conservación del patrimonio cultural y arquitectónico vinculado a mencionada fecha conmemorativa.

Así, esta comisión congresal asignaría presupuesto para el proyecto que compromete al Colegio Real, cuyas instalaciones fueron visitadas también por Juan Sheput, quien pudo conocer el abandono en el que se encuentra esa dependencia sanmarquina, pero, a la vez, ver los preciados documentos que resguarda, no solo de la historia republicana, sino también de la época colonial.

Al respecto, el rector Orestes Cachay Boza tuvo una reunión con el grupo especial del congreso que ve el tema para sustentar la importancia de recuperar el patrimonio histórico sanmarquino, que no solo es de la universidad, sino del país, que está incluido como patrimonio de la humanidad por la Unesco, para lo cual el grupo parlamentario se comprometió en brindar su apoyo.