Aldair Escobar fue reconocido hace poco por el IPD como mejor deportista universitario del país.

13 años de carrera en el taekwondo parecen muchos para su edad. A sus cortos 20 años, Aldair Escobar ya ha conseguido 7 medallas de oro y 1 de plata en campeonatos universitarios, 5 medallas en torneos internacionales y, a nivel nacional, ya perdió la cuenta, pero calcula que aproximadamente 50 preseas.

Sus inicios no fueron fáciles. A los 7 años, la directora del colegio en el que estudiaba le recomendó que practique una actividad deportiva, debido a que presentaba problemas de hiperactividad.

Como si el destino se hubiera puesto de acuerdo, a escasas cuadras de su domicilio en Caquetá, había una academia de taekwondo. Fue ahí donde comenzó a practicar el arte marcial que, desde ese momento, le cambiaría la vida.

“Mis padres buscaban inculcar en mí disciplina, respeto y perseverancia. Esto fue lo que les motivó para que me puedan poner a practicar el taekwondo. Vieron resultados y mi primer gran objetivo fue ser cinturón negro”, expresó el deportista sanmarquino.

Ingresó a la especialidad de Ingeniería Electrónica en San Marcos bajo la modalidad de deportista calificado, a pesar de que sabía lo complicado que es llevar los estudios de la mano con el deporte.

“Se puede lograr, pero debes tener la idea de que no eres un chico regular, que no vas a poder avanzar como tus demás compañeros y que vas a tener que hacer muchos sacrificios, pero es el camino que yo he decidido tomar. Siento que tengo la oportunidad de hacer historia con el deporte y dejar un legado a la universidad y al país”, manifestó.

Gestiona el apoyo para participar del torneo más importante del deporte universitario.

Desde el 2015, pertenece a la selección universitaria de taekwondo de la UNMSM. Sus primeros Juegos Universitarios (Universiada) fueron en Chiclayo (2016), y, para ese momento, ya era tres veces campeón nacional universitario; sin embargo, por una acción fortuita no pudo lograr su cuarta medalla consecutiva.

En las Universiadas de Tacna (2018) se cobró la revancha. Se coronó campeón y pudo traer la medalla de oro a San Marcos. La siguiente parada será en noviembre próximo en su ciudad natal, Lima, para lo cual se mentaliza para retener la medalla que ganó hace dos años.

De talla internacional

Aldair obtuvo la clasificación para los Juegos Panamericanos Universitarios Brasil 2018 gracias a sus numerosos triunfos en este deporte.

En el torneo, tuvo la posibilidad de compartir nómina con numerosos deportistas calificados e incluso medallistas olímpicos que lo ayudaron a perfeccionar sus técnicas.

En un hecho histórico para el deporte universitario, Aldair Escobar pudo lograr la medalla de bronce. Perdió apenas por un par de puntos contra el local que representaba a la Universidad de São Paulo, que, a su vez, no pudo derrotar al representante de Chile, quien actualmente es el campeón y medallista olímpico en este deporte.

“Puedo decir que, gracias al taekwondo y a la universidad, mi máximo logro deportivo ha sido esta medalla de bronce en Brasil. Además, es histórica, porque si bien es cierto que Perú había tenido participación, nunca se había podido traer una medalla en este deporte”, manifestó.

Señaló que la única persona que pudo traer una medalla panamericana para el país fue la ajedrecista Deysi Cori, considerada uno de los más grandes talentos del país.

Es estudiante de la Facultad de Ingeniería Electrónica y Eléctrica.

La meta: los Juegos Universitarios Mundiales

El deportista sanmarquino viene gestionando el apoyo que le permitirá participar en el gran reto de su vida: los Juegos Universitarios Mundiales, que se realizarán en Nápoles (Italia) en julio próximo. Aldair será el único sanmarquino que representará al Perú.

“Me estoy preparando con miras a ir y tener la oportunidad de enfrentarme con los mejores del mundo para tratar de demostrar que puedo ocupar un lugar destacado, porque sé que no solo represento a San Marcos, sino al país. Hay mucha gente que confía en mí y estoy muy agradecido con esas personas”, refirió.

El mejor deportista universitario

Sus logros no son pocos. Por eso, hace unas semanas, el Instituto Peruano del Deporte (IPD) lo reconoció como el Mejor Deportista Universitario a nivel nacional.

“También tuve un reconocimiento de la Municipalidad Distrital del Rímac. Pero el que más me sorprendió fue el del IPD, pues es ser reconocido a nivel de los deportistas universitarios de todas las disciplinas. Ser reconocido como el mejor es muy gratificante”, agregó.

Agradeció el apoyo de la UNMSM para el logro de sus objetivos, pues “si no hubiera habido apoyo de la universidad, no se hubiera podido obtener este logro para el país”.